jueves, 12 de diciembre de 2013

Torture Garden

Ya estoy de vuelta en Madrid, en realidad regresé el domingo por la tarde, pero es hoy cuando encuentro un momento para escribir una entrada para contaros algo que estaba deseando compartir con vosotros.
Los que me conocéis, me leéis y seguís, sabéis que soy una mujer muy curiosa, me encanta conocer, probar y verme en situaciones nuevas. Incluso aún cuando esas situaciones no “encajan” conmigo y mucho menos se esperan de mí. Pero así soy yo, una cajita de sorpresas ;)
Mi viaje a Londres estaba listo, los billetes comprados, mis amigas avisadas de que pasaría allí unos días, planes preparados... Pero me faltaba “el plan”, algo especial, algo que no se puede hacer todos días, algo diferente.
“The Nutcracker” fue la respuesta. ¿Qué puede ser tan chulo como ver el Cascanueces en época navideña en el Royal Opera House de Londres? Así que fui directa a la Web a comprar un par de entradas.  Pero al parecer no fui la única que pensó que sería un plan maravilloso, no quedaban entradas, “sold out”. Busqué como loca en Internet pero nada, era imposible, no podría ver el Cascanueces.
Me fui a Londres sin plan especial, igualmente contenta por ver a mis amigas, volver a esa ciudad en la que tanto he vivido (en poco tiempo) y desconectar, pero sin plan especial.
Lo que no me imaginaba es que otro plan casi más especial aún vendría en Londres de la mano de Alba 2 Rombos. Estábamos en casa de Alba, charlando y yo comentaba la pena que me había dado no poder conseguir entradas para el Cascanueces. Entonces Alba me propuso un plan alternativo que nada tenía que ver con el ballet clásico, la “Torture Garden”, una fiesta de ambiente BDSM, se celebraba en Londres ese mismo fin de semana. Así que de nuevo me vi sumergida en la web en busca de entradas y de nuevo la decepción ante mí, “sold out”, tampoco quedaban entradas. Por suerte, Alba movió sus contactos en el mundillo y pudimos conseguir un par de entradas sacadas de no sé donde.
Y ahí estábamos, sábado noche, un frío propio de Londres y yo en ropa interior en la calle haciendo cola para entrar. Sí, sí, habéis leído bien, en ropa interior. Por supuesto no se puede ir vestido de cualquier manera, o mejor dicho, casi no se puede ir vestido directamente. El dress code dejaba muy claro que si ibas vestido normal no entrarías en la fiesta. Echando un vistazo a la galería de la web nos hicimos una idea de a qué se referían, vimos que aquellos que no disponían de ropa “estilo BDSM” se decantaban por ir directamente en ropa interior, y la verdad que la mayoría de las mujeres de la fiesta íbamos así. Bragas, tangas, sujetadores, ligas, corpiños...
Reconozco que al principio me impresionó, nunca había estado en una fiesta de ese estilo, es más, nunca había tenido ningún contacto con el mundo del BDSM y la primera impresión fue bastante impactante.
La sala estaba dividida en tres zonas, una tipo bar, una discoteca y una tercera zona de “tortura”. Esta última fue la que me dejó con la boca abierta al principio. Había potros, de esas cosas en forma de X que no sé como se llaman en las que se ata a la pareja de juegos, jaulas y diversos objetos. Había gente, como yo, que miraba, y había gente que jugaba. Mujeres en los potros y en las X siendo azotadas, un hombre en una jaula al que le estaban colocando pinzas de la ropa en el pene, hombres masturbando a mujeres, mujeres masturbando a hombres, la gente haciéndolo en medio de todo... Me impactó tanto al principio que me dio un poco de miedo, lo reconozco, hubo un momento que le dije a Alba: “vámonos de esta zona, me gusta más la zona del bar”. Reconozco, a pesar de que me puedan llamar mojigata, que hubo un momento en que me dio un poquito de miedo que al verme allí alguien me subiera a un potro y me azotara. ¡Qué tonta! Ya lo sé, pero de verdad que en un primer momento me impactó bastante.
Reconozco, al igual que reconozco mi primera reacción, que poco a poco me fui sintiendo más cómoda. Pasamos a la zona discoteca, me solté a bailar, a divertirme, a observar... ¡Incluso bailé agarrada a la barra! Conocí a una conocida dominatrix madrileña amiga de Alba 2 Rombos y a su sumiso, me tocaron el culo (bien tocado) unas cuantas veces, me pegaron con una fusta en el culo... fue entonces el momento en que supe que tenía que irme a casa (además, cogía el vuelo de vuelta a Madrid temprano). El ambiente se estaba caldeando bastante, la gente ya había bebido demasiado y no me apetecía llevarme más fustazos en el culo, así que cuando tuve que pararle los pies a un tío que venía directo a comerme la boca sin preguntar supe que era el momento de irse a casa a descansar.

lunes, 2 de diciembre de 2013

Hasta la semana que viene :)

Sólo deciros que esta semana no estaré disponible, estaré en Londres disfrutando del puente y tomándome unos días de vacaciones. Tranquilos que esta vez vuelvo pronto, el lunes estaré de nuevo por Madrid. Voy para ver a unas amigas, desconectar de Madrid, hacer algunas compras y disfrutar. Realmente necesito unos días libres, lejos del día a día, con esas amigas que han aparecido no hace demasiado tiempo en mi vida pero que han vivido conmigo momentos muy intensos que han creado lazos fuertes entre nosotras.


Mil besos a todos y espero veros a la vuelta del puente!!

domingo, 24 de noviembre de 2013

En 2º plano

Domingo por fin, no me levanto muy tarde, me gusta aprovechar el día, hay varias cosas que me gustaría hacer hoy y no quiero agobiarme.
Me preparo el café, el desayuno y me siento en el sillón. Enciendo la tablet, repaso la prensa y me doy una vuelta por blogs que hacía tiempo que no pasaba. Me asomo al mío y de nuevo me doy cuenta de que hace bastante que no escribo. Mi blog ya no es lo que era, lo se, soy consciente. La falta de tiempo es importante, el horario de la oficina es criminal, sigo estudiando, las cosas del día a día... Pero me he dado cuenta de que quizás no sea esa la razón principal, quizás es el hecho de en esta etapa de mi vida estoy mucho más centrada en mi vida personal, en mi vida a parte de Alejandra. El escorting se ha convertido en algo secundario en mi vida.
Hubo una época en la el escorting era mi vida, por diversos motivos estaba muy centrada en esto y todo giraba entorno a lo mismo, en cambio, ahora, es una parte secundaria. Los que me seguís desde hace un tiempo lo habréis notado.
Esto no sólo se refleja en el blog, también en las citas, últimamente es muy difícil quedar conmigo si no es con antelación, tanto que incluso había pensado anunciar en el blog y poner en los anuncios que sólo organizo citas con al menos un día o dos de antelación. Luego pensé que la mayoría no se lee las cosas así que no se si me molestaré en hacerlo.
Es cierto que Alejandra ha tomado un segundo plano en mi vida e inevitablemente eso se nota, la vida son etapas y lo bueno es que sean diferentes entre si. Con esta entrada no quiero decir que vaya a dejar de escribir en el blog, ni mucho menos!! Ha sido sólo una pequeña reflexión en voz alta

Mil besos a todos y gracias por seguir ahí.

sábado, 16 de noviembre de 2013

Perfiles

Soy de las que piensa que la clave para tener éxito en el mundo del escorting es tener un perfil acorde con la personalidad, y eso será también la clave para que la cita salga bien. Cuando un hombre llama a una escort y la elige porque tiene un perfil determinado, será decepcionante si a la hora de la cita dicho perfil no encaja con la realidad. Por eso mismo yo tengo un perfil muy definido acorde con quien y soy, con como soy, con mi personalidad. Y para que la cita salga bien, no realizo servicios con los que no me siento cómoda o que no van con mi personalidad.
Hay chicas con diferentes perfiles, y vosotros tenéis que elegir a la chica adecuada según lo que estéis buscando. Por norma general los hombres que me llaman lo hacen porque buscan a una chica como yo pero en algunas ocasiones me llaman buscando algo que yo o puedo ofrecer y me veo obligada a decir que es mejor no organizar una cita. Ayer por ejemplo me llamó un hombre que lo que quería era una dómina, me proponía acordar una cantidad mensual de pago y a cambio él haría "trabajos" para mi como limpiar, ser mi chófer, hacerme los recados, etc. Ya sabéis el tipo de servicio/relación que quería, he leído sobre ello, e incluso visto algún reportaje que otro, es una relación de sumisión en la que se pasa un poco la línea de la fantasía siendo algo un poco más real la que el dominado vive en la casa de la domina (o algunos días acordados) siendo su esclavo y estando sometido a humillaciones diversas.
Son servicios que dan mucho dinero, pero también son complicados y hay que saber ofrecerlos. Yo no podría, no me imagino obligando a alguien a limpiarme el wc con la lengua, o poniéndole a comer en el suelo en un plato de perro. Se que eso es justo lo que ellos quieren y que les produce placer pero yo sería incapaz. Para hacer ese tipo de servicios, creo, que no sólo el paciente debe tener ese tipo de gustos o fantasías sexuales, si no que la pareja de juegos debe tenerlos también.

Esto es un caso un poco más extremo, pero en casos menos extremos el perfil de la chica también es muy importante, mi recomendación, si alguien la quiere, es que os fijéis en los perfiles de las chicas, en las fotos, leáis los blog si los hay, etc. para saber si la chica tiene el perfil que estáis buscando y así  tener una cita que salga bien.

sábado, 9 de noviembre de 2013

Culpabilidad

En esta nueva etapa como escort me está pasando algo que no me pasaba en mi anterior etapa como escort, antes de irme a Londres. No sé como tomármelo, no sé qué pensar sobre el por qué me pasa y no se si les pasa lo mismo a más chicas que se dedican a lo mismo. Por eso me gustaría compartirlo, con vosotros, y con las compañeras que me leen por si quieren dejarme algún comentario o enviarme algún correo si a ellas les pasa lo mismo. No es algo que me esté traumatizando ni nada por el estilo, pero si que le he dado un par de vueltas y como ya he dicho, lo quería comentar.

Últimamente me siento culpable cuando gasto dinero, es algo que nunca me había pasado, nunca he tenido problemas para gastarme el dinero que he ganado como escort. Pasé una fase en la que me dio por hacer regalos a mi familia, amigas, etc. pero eso es precisamente todo lo contrario a lo que me pasa ahora, aunque también era motivado por un sentimiento de culpabilidad que había desaparecido hasta ahora.
¿Culpable en qué sentido? Pues en dos, a veces me siento culpable por haberme gastado ese dinero y no haberlo ahorrado, y otras veces me siento culpable (y ello conlleva a que me sienta un poco mal) por encontrarme en una situación económica mejor que otras personas. Me explico, si por ejemplo voy con una amiga por la calle, una amiga que sé que va muy justa de dinero, y veo en una tienda algo que me gusta y me lo compro, me siento culpable por habérmelo comprado.
La fase derrochadora ya la pasé cuando empecé a trabajar, ahora me encuentro en una fase más “racional” respecto al dinero. Vivo bien, pero ¿por qué no iba a hacerlo? ¿Por qué vivir contando los euros si no tengo necesidad de hacerlo? No se, no es que esté tirando el dinero ni mucho  menos, vivo bien, ahorro, me da para hacerlo todo. Soy una persona generosa, colaboro con ONGs, ayudo a mis amigas si lo necesitan, no me considero una persona egoísta con el dinero, ¿por qué entonces me siento culpable si me puedo permitir vivir mejor que otras personas?

En fin, imagino que es una fase y que ya se pasará, como he dicho al principio, tampoco es algo que me esté quitando el sueño, pero sí que he considerado que debía hacer una entrada sobre ello en el blog.
Es Sábado, y mi profesor de padel me espera dentro de una hora en las pistas, así que voy a ir terminando ya la entrada.

Mil besos a todos y disfrutar del fin de semana, yo lo haré ;) 

martes, 29 de octubre de 2013

Ganas de sexo


Por fin en casa, salgo casi una hora más tarde de trabajar y mi cuerpo y mi mente me pedían a gritos salir ya de la oficina.
Llego a casa, me quito los tacones, me sirvo una copa de vino y me tiro en el sillón. No tengo ni que levantarme a por el ordenador para escribir, cojo la tablet y escribo.
Hoy es uno de esos días en los que me vendría de maravilla que uno de vosotros me llamara, necesito sexo, desconectar, pasar un buen rato. No desconecto con nada como con el sexo... Mi mente se olvida de todo y sólo piensa en una cosa: disfrutar. Dejarse llevar y disfrutar.
Sí, definitivamente tengo ganas de sexo, de elegir cuidadosamente mi ropa interior, de atravesar en un taxi las calles madrileñas iluminadas (me encantan las luces), de cruzar los pasillos enmoquetados de un hotel y llamar a una habitación. El primer contacto visual con mi acomapañante, una copa rompiendo el hielo y poco a poco dejarnos llevar hasta terminar desnudos enredados en la cama.
Sí, últimamente trabajo demasiado en la oficina, voy a tener que empezar a acostarme con mi jefe para además de tener vida laboral tener también vida sexual.
La verdad que sería una experiencia de lo más entretenida, polvos en el baño, en el despacho, roces pícaros, miradas fogosas en las reuniones... Sí, si no hubiera un refrán que dice: " donde tengas la olla no metas la polla", sería una buena solución a mis calentones.
En fin, el vino empieza a hacer su efecto, creo que es el momento de meterme en la bañera y dejar que la alchofa de la ducha clame mis ganas.



Enviado desde Samsung tablet

lunes, 21 de octubre de 2013

Siempre un hueco

Por fin en casa, sé que he tenido el blog un poco olvidado estos días pero no he encontrado un momento para escribir. La oficina ocupa gran parte de mi día y el resto del tiempo tengo que ocuparlo en mi vida personal. Hoy por fin, tirada en el sillón, estrenando mi nueva tablet, le dedico un momento a mi blog, a mis seguidores, a los que apareceréis por aquí por casualidad, a los que volveréis.
Me estoy dando cuenta de que las últimas entradas se parecen bastante: yo excusándome por tener el blog un poco abandonado.  La verdad es que me han pasado varias cosas que he querido compartir con vosotros, no penséis que es que ya no me pasan cosas o que ya no quiero compartirlas con vosotros, no, lo que pasa es que ahora hay un hombre que ocupa una gran parte de mi tiempo: mi jefe jeje
El otro día recibí un correo y cuando terminé de leerlo lo que más me apetecía era contároslo pero al final no entré tiempo para hacerlo. Me escribió "el director de un proyecto de autoayuda" para hombres que tienen problemas en sus relaciones,  vamos, como él mismo se denomina: un "experto en seducción". Me proponía tener una cita (por toda la cara) a cambio de hacerme publicidad entre sus "seguidores". Y digo yo, si tan experto en deducción es, qué falta le haca hacerme esa proposición?? Por qué no simplemente invitarme a una copa y seducirme?? Esa es su ayuda?? Recomendar a chicas de compañía??? A ver, para llamar a una escort no hace falta apuntarse a un programa de autoayuda, basta con tener internet y línea de teléfono. El muy cara dura hasta tiene un libro, no quiero ni pensar las chorradas que ponen en ese libro, fanfarronadas estereotipadas imagino. En fin, de fantasmas está lleno el mundo. Yo ni me he molestado en contestarle, no tengo ni un minuto que perder, ya lo sabéis :)
En fin, mi vida sigue adelante, mis planes y con ellos mi blog así que no dejéis de leerme porque siempre encontraré un hueco por muy liada que esté para vosotros.
Mil besos y descansar,  yo lo haré ;)

miércoles, 9 de octubre de 2013

Anonadada

Por fin tengo Internet en casa, menos mal, vuelvo a estar conectada al mundo, he desempolvado el portátil y me siento de nuevo a escribir.
Si soy sincera iba a escribir una entrada comentando un tema que he leído en el blog de otra chica que me ha dejado de piedra. A la mitad de la entrada he decidido borrarla y empezar de nuevo. No quería que tuviera el tono de crítica que estaba cogiendo aunque esa no era mi intención. Simplemente es un tema en el que yo no estoy de acuerdo, un tema que hoy por hoy no entiendo ni comparto. Quizás esas cosas dependen de la situación de cada persona y sólo cada uno sabemos realmente las situaciones que vivimos y las que nos llevan a tomar determinadas decisiones.
Todo esto viene porque no entiendo como una mujer puede utilizar su embarazo como incentivo para captar más clientes. Yo personalmente si me quedara embarazada dejaría de trabajar inmediatamente, entiendo que no todas somos iguales y por lo tanto no pensamos igual, las situaciones económicas son también diferentes y puede que si una mujer se queda embarazada es cuando más dinero necesita pero de ahí a utilizar tu embarazo como un reclamo… ¿Qué se le pasa a una mujer por la cabeza cuando dice “estoy embarazada chicos, aprovechad mientras dure”??  Otra vez la entrada está tomando un tono de crítica que no quiero que tenga. Bueno, creo que más o menos ha quedado clara mi opinión y el por qué de esta entrada, por qué he sentido la necesidad de escribir cuando he leído eso. No se, llamadme tonta, pero a un bebé, a tu hijo, tienes que protegerlo desde el primer momento en que sabes que está dentro de ti. No creo que esa sea la mejor manera de empezar…  Hay cosas de las que no se bebe hacer negocio, y un hijo es una de ellas. Quizás muchos pensarán al leer esta entrada: “tu haces negocio con tu cuerpo” y tienen razón, pero creo que no es para nada lo mismo.

Quizás no soy nadie para hablar de este tema, es más, no soy nadie para hablar de lo que hace nadie con su vida. Quizás esta sea una de esas entradas que luego me arrepiento de publicar y acabo borrando, no me gustaría hacer sentir mal a nadie con ella. No es esa mi intención en absoluto, pero he querido escribir unas líneas sobre esto en mi blog. 

lunes, 7 de octubre de 2013

Sin Internet

Hace más de una semana que no sabéis de mi a pesar de mi promesa de volver a coger el ritmo de nuevo. Prometo que no es culpa mía, ya sabéis lo que pasa, contratas la linea con una compañía, otra diferente es la que te hace la instalación y finalmente correos es la que te envía el router. Y mientras tanto yo sigo sin internet en mi casa nueva :( 
Parece mentira cómo nos hemos acostumbrado a vivir conectado a la red, quiero mi ADSL ya!! En estos momentos doy gracias por tener 3G en el móvil. 
En fin, espero que esta semana las 3 empresas implicadas se pongan de acuerdo y pueda tener por fin mi línea ADSL en casa. Sólo quería escribir esta pequeña entrada desde el móvil para que supiérais el que por qué de mi silencio :) 
Espero poder estar pronto de vuelta, cibernéticamente hablando claro! :)

Y por cierto, perdonad si hay erratas o faltas, pero odio el teclado táctil!

Mil besos!! MUAC!!!

sábado, 28 de septiembre de 2013

Girl on fire

Una pequeña entrada sólo para deciros que sigo viva y que no me he olvidado de vosotros. Llevo 10 días sin escribir y es que entre la oficina, la casa nueva y unas cosas y otras no he tenido ni media hora para sentarme delante del ordenador.
Las cosas están saliendo muy bien, estoy feliz, me siento fuerte, con el mundo en mis manos como se suele decir. Mis planes para este nuevo año (sabéis que yo los años los empiezo en Septiembre, no en Enero) de momento van por muy buen camino. Estoy encantada con mi nuevo trabajo en la oficina, he encontrado piso justo en la zona que quería a muy bien precio (aún no me creo la suerte que he tenido), la vuelta de Alejandra está siendo muy bien recibida, estoy feliz de estar de nuevo cerca de mi familia, de mis amigos, de estar en mi ciudad, de ver el sol todos los días…
A partir de la semana que viene espero estar ya más tranquila y poder retomar el ritmo habitual de entradas, o mejor dicho, de poder retomar el ritmo habitual de mi vida, el que he levado este mes ¡ha sido agotador!
Por cierto, quiero aprovechar para deciros que las mejores horas para llamarme son: entre las 14:30 y las 16:00 y a partir de las 19:00h de Lunes a Jueves, y los Viernes a partir de las 14:00h. Muchos me llamáis y no os puedo coger el teléfono porque estoy en la oficina. Lo siento, pero durante las horas de trabajo mi trabajo tiene monopolio sobre mí J
Y ya me despido por hoy pero prometo que pronto estaré de nuevo por aquí con más historias. Cuelgo esta canción que refleja bastante bien lo fuerte que me siento.

Mil besos a todos.

lunes, 16 de septiembre de 2013

Experiencia

Ya sabéis lo que pienso de las experiencias escritas en los foros, por norma general no me gustan que cuelguen experiencias sobre mí en los foros, ni buenas ni malas.
Cada cita es un única y la cita que tuve con una persona no tiene por qué ser igual a la que tenga con otra. Además, las citas son subjetivas. Cada persona es de una manera, cada persona tiene un gusto, busca una cosa u otra... A un hombre le puedo resultar maravillosa y en cambio a otro no gustarle tanto.
Yo por ejemplo tengo de todo (sin tener muchas), hay quienes dicen que soy maravillosa y fantástica, otros que estoy muy buena pero que me faltó implicación en su cita, otros que soy una niña pija en plan novia y otros simplemente se inventan las cosas diciendo que han estado conmigo en ciudades en las que nunca he trabajado como escort, o diciendo que han hecho conmigo cosas que yo jamás he hecho, etc. En fin, lo que quiero decir con todo esto, es que eso de colgar experiencias en foros es como una caja de bombones, nunca sabes cual te va a tocar: si el mentiroso, el sincero, el cabreado, el fantasma, la chica celosa que escribe experiencias negativas de otras... ¡¡¡No quiero contaros las cosas que he escuchado por ahí de los foros!!!
Pero hoy quiero compartir una con vosotros, es una experiencia que me han colgado en un foro que me ha parecido súper bonita y digna de tener un hueco en mi blog. Es bastante larga por lo que voy a poner en el blog sólo algunos extractos y añadir un enlace por si la queréis leer entera, aunque no sé si es necesario estar registrado en el foro para leerla. Si la queréis leer y no os queréis registrar en el foro, dejadme comentarios en el blog y la publicaré entera.
Ahora quizás entenderéis a lo que me refiero con lo de la subjetividad, para esta persona la cita fue increíble, yo, el lugar, mi forma de ser, mi actitud sexual... Quizás para otra persona que busca otro tipo de cita, la cita hubiera sido un desastre. Bueno, ya no me enrollo más y ahí los dejo.

"Alejandra, ahí estaba ella, lucía radiante en el Lobby del Hotel. Bella, elegantemente sexy. Inmaculada blusa blanca, breve falda tejana y zapatos de tacón propios de la estación estival. Perfecta como ella sola, me dejo a párpado abierto y el corazón latiendo deprisa. La atmósfera creada entre nosotros, por nosotros, se noto en brevedad descarada y apabullante...natural e inquietantemente seductora. “Para poder correr hay que saber caminar, ahora sé que todo lo recorrido antes me había preparado para ella”. Alejandra me observaba fijamente con semblante sereno mientras yo apuraba la demanda de unos GinTonic's, poco después estaba a su lado alimentándome del aire que expulsaba el olor de su blusa. Adorando la costura de su falda “Ni la brevedad determina el valor musical de un canto”. Me vi embobado por su presencia. Alejandra es sencillamente Hermosa como pocas. Exquisita en sus formas y maneras. Elegante en su imagen, en sus expresiones, en sus movimientos. Inteligente, simpática, ingeniosa, seductora...muy seductora. Sus ojos son como su historia, van solos cantando mil cosas sobre ella, en ellos reposé y a través de ellos me abrió sus Alas de Mariposa sin guión ni receta. Cuando no hay una mujer para aprender a sentir, para aprender a querer los momentos compartidos no hay nada mortal en qué dejarse acabar, pero cuando eso ocurre, cuando hay una mujer a tu lado, cuando Alejandra está a tu lado, entonces has de saber que has logrado vivir y ese momento se convierte en tu buena fortuna. Ávidos de información mutua no paramos de hablar como quien canta serenata. Sin olvidarnos de los primeros contactos, ambos, buscábamos gustarnos. El ambiente se antojaba perfecto, nuestras maneras más si caben. Alejandra se adueño del momento, de nuestras miradas, de nuestras sonrisas, de nuestra manera sentir. Mientras, yo empecé amar la caída de su cabello, la belleza de su rostro, la suavidad de su voz, la armonía de su cuerpo al alejarse unos instantes de mí. Amé su arte al seducirme mientras apurábamos nuestras copas."

"ya sobre la cama rompimos el silencio con pasión manifiesta. Alejandra invade mis sentidos. Promesa implícita. Mis dedos acariciaban cada milímetro de su suave piel, o era su piel la que acariciaba mis dedos. Extremada suavidad la suya. Me colé por el orificio de su blusa mientras me deslumbraba su ropa interior"

"El aleteo de la Mariposa despierta todos mis sentidos dibujando formas varias hasta caer rendidos uno sobre el otro. Charlamos de manera suave, mesurada, cautivadora, firmamos un imaginario pacto de confianza y entrega mutua. Una canción inesperada y sentida de los dos había comenzado a sonar...Hasta dónde podrá llegar? Hasta dónde me podrá llevar? Hasta dónde la podré llevar yo? Ninguno lo sabía, la noche acababa de comenzar."

"Me separe unos instantes de ella, al volver Alejandra me regala una de las imágenes más sensuales y bellas que he podido observar. Ahí estaba ella contemplando Madrid a través del gran ventanal con su blusa blanca como única hoja que cubría su desnudez. De pie esperé un instante breve antes de aproximarme, instante que empleé en memorizar la alineación perfecta de sus formas...“Tuve una noción exacta de lo maravilloso y de lo perturbadoramente bello”, podría recitar esa imagen cual Poema de Goethe."






sábado, 14 de septiembre de 2013

Descubriéndome sexualmente


¿Hasta dónde nos conocemos sexualmente? ¿Llega un momento en la vida en que dejamos de sorprendernos? ¿En qué dejamos de descubrir nuevas cosas sobre nuestro cuerpo? ¿En que dejamos de descubrir nuevas cosas que nos gustan?
Ayer me pasó una cosa mientras me masturbaba que nunca antes me había pasado, sabía que podía pasar, pero yo personalmente no lo había vivido hasta ayer.

Los últimos 10 años han sido para mí años de descubrimiento sexual. El primer beso, los primeros deseos sexuales, las primeras masturbaciones, los primeros “sobeteos” con chicos… Nunca olvidaré la primera vez que me masturbé, ni siquiera sabía que me estaba masturbando. Creo que alguna vez lo he contado en el blog, fue un verano, en la piscina del apartamento de la playa, la noche caía, la piscina estaba vacía y los chorros de la depuradora me descubrieron algo que no he dejado de hacer hasta el momento.
Con más edad llegó mi primera vez, la real, digo la real porque no me gustó nada y siempre digo que mi primera vez fue mi segunda. Siempre pensé que me equivoqué de chico, de momento. No estaba preparada y después de eso pasé un año sin volver a tener relaciones sexuales. Llegó la segunda, la tercera… Poco a poco fui descubriendo mi sexualidad. Pero fue cuando me convertí en escort cuando realmente empecé a descubrirme sexualmente, quizás fuera la mezcla por un lado de la madurez sexual que más años de vida otorgan, de la madurez intelectual en la que dejas de pensar en lo que pensaran si haces eso o si pides lo otro. Quizás sea que cada uno de mis amantes me ha ido enseñando algo, aportando algo, descubriéndome algo. La práctica…
Reconozco que antes de ser escort la lista de hombres con los que había mantenido relaciones sexuales era muy reducida, estaban el chico de mi primera vez, el chico de la segunda que fue mi pareja y fue con quién más relaciones sexuales había mantenido, y el cuñado de esa pareja con quién le engañé por venganza, pero bueno, eso es otra historia.
Hoy puedo decir que el ser escort para mi ha sido todo un descubrimiento sexual, es más, hoy se que nunca había tenido un orgasmo de verdad hasta empezar a trabajar como escort.
Hasta ayer no me había planteado si quedaban cosas por descubrir, se lo que me gusta y lo que no ( o eso creo, nunca se sabe cuando puedes descubrir que algo que no querías practicar en realidad te encanta), se cómo conseguir mi placer, sola y acompañada, se cómo dar placer a mi pareja sexual, he probado cantidad de posturas diferentes, he tenido orgasmos intensos… Pero ayer descubrí algo que me sorprendió, quizás en otras mujeres es muy normal, pero a mí nunca me había pasado.
Los viernes salgo a las dos de la oficina, así que llegué a casa, me puse una copa de vino, me preparé la comida y después de comer empezó a entrarme un poco de sueño. Estas dos últimas semanas he tenido un asunto que dejar solucionado y han sido agotadoras, por lo que ayer me dejé llevar por la pereza y cuando empecé a sentir el sueño me fui a la cama. Me desnudé y me tumbé sobre la cama, me excité un poco al sentirme desnuda, con el roce suave de la funda del nórdico…decidí coger mi vibrador y masturbarme. Me masturbé, me corrí, pero en vez de apagar el vibrador cuando había terminado lo mantuve encendido, seguí aplicando una pequeña presión sobre el clítoris con el vibrador. Al principio era extraño, era una mezcla entre incómodo y placentero, pero no quería parar. Una vez esa sensación inicial se pasó sentí que el orgasmo llegaba de nuevo, pero esta vez más intenso que el anterior. Con la mano que tenía libre agarre las mantas, quería gritar pero me contuve, llegué al climax, me corrí y por primera vez en mi vida me oriné un poco de placer. Se que a lo mejor suena un poco guarro pero fue así talmente, me meé un poco del gusto. Fue inconsciente, no pude hacer nada por evitarlo. Me quedé un rato en la cama relajada, con los ojos cerrados, disfrutando el momento y pensando en lo que acababa de pasar. Fue entonces cuando me di cuenta de que me había orinado en la cama y mi momento de relax terminó, tuve que levantare a cambiar la cama.

Esto me ha hecho pensar un poco en le placer, en el sexo, en lo que sabemos y en lo que nos queda por saber. Por suerte, estoy segura que aún me queda mucho placer por descubrir y que me descubran.

POR CIERTO, OS RECUERDO QUE LAS NUEVAS FOTOS YA ESTÁN TODAS EN LA GALERÍA  http://alejandra-escort-madrid.blogspot.com.es/p/galeria.html

Nuevas fotos en la galería

Una pequeña entrada para deciros que en la galería del blog (en los gadgets de la derecha tenéis el enlace) ya están todas las fotos de la nueva sesión.
Aquí os dejo un par más que no habías visto ;)
Mil besos a todos!!

http://alejandra-escort-madrid.blogspot.com.es/p/galeria.html




martes, 10 de septiembre de 2013

Nuevas fotos

Después de un día largo en la oficina una copa de vino en buena compañía en una terraza de una conocida calle de Madrid. Llego a casa deseando acurrucarme en la cama y dormir pero antes quiero dejar un anticipo de la nueva sesión de fotos. ¡Por fin han llegado! más tarde de lo que esperaba pero ya las tengo. Mañana, o pasado con más tiempo las colgaré todas en la galería, cambiaré los avatares y esas cosas. Por el momento un adelanto para mis lectores. Ya me diréis que os parecen ;) MUAC!!!











domingo, 8 de septiembre de 2013

Cosas que nunca entenderé...

Nunca entenderé que es lo que sacan algunos hombres que se dedican a pretender que quieren ser clientes pero que finalmente nunca lo llegan a ser. Y lo que es peor, a veces parecen que se piensan que nosotras no nos damos cuenta. Un imprevisto lo puede tener cualquiera, incluso dos, o con muy mala suerte tres. Pero que siempre que se organice una cita surja un imprevisto… Eso ya no cuela, se ve el plumero del quiero y no puedo.
Últimamente esto mismo me ha pasado con dos supuestos clientes.
Desde que anuncié en el blog que decidía volver a España y que volvería a ser escort, estas dos personas me han estado concertando citas y cancelándolas. A los últimos mails de cancelación ya ni contesté. No me gusta que tomen el pelo. Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo y es que algunos lo ponen tan fácil…
Me mandan un mail, diciéndome que siempre leen mi blog y que se mueren de ganas de conocerme. Me preguntan cuando podemos tener una cita. Yo contesto, y organizamos la cita. Finalmente, unos días antes me mandan otro mail y me dicen que “ha surgido un problema” y que no van a poder venir. Que lo sienten mucho. Yo contesto, “no pasa nada, no te preocupes” digo “un imprevisto lo puede tener cualquiera”. Concertamos otra cita en otra fecha, y curiosamente una reunión inesperada, o un viaje inesperado les impide de nuevo acudir a la cita. En este punto yo ya empiezo a sospechar, pero aún así soy una persona educada y contesto al mail. De nuevo concertamos otra fecha y de nuevo otro imprevisto. Otra fecha y otro imprevisto. Ya ni siquiera me molesto en contestar al mail.
Lo que me pregunto es ¿qué sacan de todo eso? ¿Quizás la fantasía de creer que van a  tener una cita? Los que me conocéis sabéis que yo no hablo de temas sexuales en mis mails, ni por teléfono. Si alguien me pregunta cosas del estilo: “¿qué me vas a hacer? ¿cómo me lo vas a hacer?”, directamente ni les contesto. Hay hombres a los que les gusta masturbarse con los mails o hablando por teléfono y yo no doy pie a eso. Por suerte, habitualmente no recibo mails ni llamadas de ese tipo. A esos todavía los puedo entender, se excitan y se masturban pero ¿qué excitación se puede sacar de un mail de lo más normal en el que se habla sobre horas de citas? De verdad que hay veces que no entiendo a algunos hombres. Si tienen ganas de conocerme que concierten una cita, como hacen los demás, y que me conozcan. Pero eso de marear con mails arriba y abajo… Lo único que consiguen es perder la oportunidad de conocerme si es que realmente quieren hacerlo porque ya no voy a contestar a sus emails, ya no voy a concertar ninguna cita con ellos porque no creo ni una palabra de lo que dicen.

Creo que en esto del escorting nunca dejaré de sorprenderme por algunas cosas, y que siempre habrá cosas que nunca llegaré a entender. 

lunes, 2 de septiembre de 2013

Working Girl



Primer día de trabajo superado, pensaba que se me iba a hacer mucho más pesado después de todo el mes de Agosto de vacaciones, pero la verdad es que ha estado muy bien. Estoy muy contenta.
Hoy no me enrollaré mucho, sólo quiero hacer una entrada para poner los nuevos horarios de disponibilidad.

  • De Lunes a Jueves estoy disponible a partir de las 7 de la tarde y sobre la hora de comer, si queréis quedar a medio día las citas tendrían que ser con al menos un día de antelación.

  • Los Viernes estoy disponible a partir de las 2 de la tarde.

  • Los fines de semana a consultar.


Por cierto, la sesión quedó de maravilla, en cuanto tenga las fotos con la cara cubierta las colgaré en el blog. Creo que esta semana quedarán listas.

viernes, 30 de agosto de 2013

Anemoi


Una cita preparada con mucha antelación, correos de coqueteo los días previos… Al final todo llega y, a veces con pena, todo pasa.
La noche pasada he dormido a ratos, despertándome de vez en cuando acurrucada en unos brazos fuertes que me rodeaban. Debió ser la costumbre de dormir sola lo que me impedía conciliar un sueño profundo. Lo bueno de despertarme varias veces ha sido el acurrucarme una y otra vez en los brazos de mi acompañante, sentir su calor y volver a quedarme dormida.
Todavía no había amanecido del todo pero los dos estábamos de nuevo charlando, muy pegados, cuerpo con cuerpo. Las voces en susurro, como si nos diera miedo hablar más alto. Algunas bromas, algunos besos y de nuevo nos vimos en la misma situación que nos habíamos visto varias veces la noche anterior: antes de la cena, después, después de después… Me quedo relajada después del orgasmo, los ojos me pesan, los músculos me piden descansar y de nuevo vuelvo a quedarme dormida entre sus brazos.
Abro los ojos y ya noto que ha amanecido completamente, la noche ha llegado a su fin, pero aún queda el día. Más charla, más besos, más risas y por fin el esperado desayuno. Me muero de hambre, comemos, charlamos, tomamos café… La mañana se alarga, la temperatura es perfecta, el sol brilla en el cielo y una terraza en una conocida calle de Madrid es el escenario en el que continuamos nuestra cita. Llega la hora de comer, el café, la sobremesa…


Ahora estoy en casa, en la cara interna de mis muslos aún queda el recuerdo de la noche pasada, me sonrío al recordar…Me siento cansada, creo que esta noche dormiré como un angelito. Ha sido una cita perfecta, o como diría cierta persona, casi perfecta porque la perfección no existe ;) Ha sido una cita especial, muy especial, de esas en las que las horas pasan rápido como minutos y una noche vuela entre besos y caricias. Me queda un recuerdo precioso, un buen sabor de boca y el placer de haber conocido a una persona encantadora.

sábado, 24 de agosto de 2013

Diamonds in the sky



¿No es maravilloso sentirse feliz, libre? Mientras me daba una ducha esta canción sonaba y yo la cantaba en la ducha. Me siento tan viva de nuevo, tan libre.. Me he dado cuenta que durante muchos meses no he sido feliz, que he vivido en una jaula que me oprimía, aferrándome a unos barrotes que me hacían desdichada.
Ahora me siento libre de nuevo, me siento feliz, vuelvo a sentir que tengo el mundo en mis manos, que soy dueña de mi vida. Me había acostumbrado a llevar un peso encima que me estaba aplastando y se había convertido en lo normal pensando que ese peso era lo que podría hacerme feliz. Pensaba que era un diamante lo que estaba cargando en mi espalda y que por eso merecía la pena pero una tarde, sin esperarlo, me di cuenta de que ese diamante no era tal cosa, que simplemente parecía un diamante cuando estaba a mi lado porque mi luz se reflejaba y hacía que pareciera  tal cosa, pero sin mi luz… no existía tal diamante.
Es maravilloso estar de vuelta, y no me refiero a estar en Madrid, lo digo en un sentido más profundo, volver a ser yo. De verdad que durante un tiempo no he sido yo, tan asustada, con tanto miedo, tan insegura… Yo no soy así, yo soy de las personas que se planta delante de la vida y se enfrenta a ella de frente. No de las que se tumba en la cama a llorar, y durante una temporada os aseguro que me he pasado muchos momentos llorando escondida bajo las sábanas. Pero eso se acabo, vuelvo a ser una mariposa, una mariposa que vuela como siempre ha volado, sin límites en el cielo, sin miedo de quemarse con el sol. ¡Qué poética me estoy poniendo! En fin, lo que quiero decir, lo que siento en este momento, es que es maravilloso después de una mala temporada volver a sentirse feliz, volver a sentirse viva.  

Será mejor que lo dejé aquí, creo que habéis cogido el concepto y tengo que terminar de arreglarme que dentro de poco vendrán a buscarme y no me gusta hacer esperar a la gente. 
Mil besos a todos y ser felices :) 

miércoles, 21 de agosto de 2013

Suite y SPA en hotel 5 estrellas

Pues ya está todo listo para la nueva sesión de fotos, aún tendréis que esperar hasta primeros de Septiembre para verlas pero tengo una idea que proponeros.
Se me ha ocurrido hoy mismo y la verdad es que no se como no se me había ocurrido antes, ¡me parece una idea estupenda! Ya me diréis vosotros si también lo creéis.

Para hacer la sesión de fotos he reservado una suite en un hotel 5 estrellas de Madrid con el SPA incluido, y la verdad que me da mucha pena no aprovecharla como se merece. Yo esa noche la pasaré en el hotel, disfrutaré del SPA, de la piscina... pero me parece tan soso disfrutarlo todo sola…
Así que os voy a proponer algo. La sesión de fotos será el día 31 de Agosto por lo que  si alguno de vosotros quiere organizar una cita conmigo ese día, podrá disfrutar de mi compañía en una suite con cama king side, salón, jacuzzi… y de una renovadora sesión de SPA. ¿Qué os parece?  ¡A mi me parece una idea estupenda! J

Eso sí, las citas tendrán que ser mínimo de dos horas para poder disfrutar del SPA y de un rato más íntimo en la habitación.
Poneros en contacto conmigo por mail, no me encuentro en Madrid capital y la cobertura aquí deja mucho que desear, a veces es casi imposible hablar.


Mil calurosos besos a todos. MUAC

viernes, 16 de agosto de 2013

Nuevo número de teléfono

Por fin ya tengo número de teléfono B. Se que he tardado un poco pero bueno, ya sabéis que me estoy tomando mi regreso con un poco de calma.
También estoy preparando una sesión nueva de fotos pero para estas tendréis que esperar a primeros de Septiembre :)

Mi nuevo teléfono es +34 626 035 886 

jueves, 15 de agosto de 2013

Conversaciones "complicadas"


A veces es inevitable que en una conversación con una amiga, compañeros de trabajo, familia, etc. salga a relucir el tema de la prostitución. Cuando esto pasa nunca sé muy bien como llevar la conversación. Es curioso como la gente ve el tema desde fuera, a veces tengo ganas de aclararles un par de puntos, a veces estoy completamente de acuerdo con sus opiniones. Cuando la conversación gira entorno a las chicas que trabajan en la calle, en pisos o clubes con malas condiciones, en ese caso mi opinión no dista mucho de la de mis contertulianos. Quizás sea el mismo desconocimiento que el que ellos tienen lo que hace que nuestras opiniones sean tan similares. Lo único que conozco yo de esa forma de trabajar es lo mismo que conocen ellos: los estereotipos, los tópicos, lo que vemos en la tele… Reconozco, que aunque en este punto yo soy un poco más consciente de que los típicos tópicos no tiene porque ser la realidad, mi forma de pensar es bastante parecida al la del resto de la población. Siempre he dicho (lo he dicho varias veces en este blog así que no sorprenderá a nadie) que no es lo mismo trabajar en hoteles de 5 estrellas cobrando 300€ por una hora, que trabajar en un coche en un descampado a 30€ el polvo.
Pero ayer, cenado con una amiga de la infancia, de esas con las que te sientas un año en clase y desde ese momento estáis presentes la una en la vida de la otra, salió el tema de “las escort”. Y ahí…ahí sí que se de lo que hablo perfectamente. Me hizo bastante gracia como me empezó el tema. Me dijo:”¿sabes lo que son las escort? Es la nueva forma de llamar a las prostitutas que cobran mucho dinero” Casi se me atragantó lo que estaba comiendo, no me esperaba ese cambio en la conversación, estábamos hablando de lo que la había costado encontrar trabajo de lo suyo desde que la despidieron de su última empresa. Yo me hice la loca, y le dije que no tenía ni idea. Y desde ahí empezó a soltar un discurso sobre la mujer como un objeto sexual, sobre el dinero fácil, sobre la clase de hombres que recurrían a ese tipo de servicios, sobre que las chicas tenían que soportar… Yo la escuchaba y mientras escuchaba todo lo que decía me moría por ganas de decirla: “yo soy escort y voy a iluminarte en el tema. Los hombres que viene a verme son encantadores y me tratan como una princesa, son hombres que te encuentras por la calle a diario, quizás tu jefe haya sido cliente mío, no son monstruos, ni sádicos, ni nada por el estilo (y eso que yo he tenido un par de malas experiencias). No soporto nada porque yo pongo mis normas, mis reglas. Es más, disfruto mucho en mis citas. ¿Dinero fácil? Pues sí, ¿y que hay de malo en eso? “ En fin, os hacéis una idea de a que me refiero, pero en vez de eso dije que yo no sabía nada del tema pero que cada uno tiene la libertad de hacer lo que quiera con su vida y que si eso era lo que las chicas elegían a mi no me parecía mal.
¿Cómo le explicas a una amiga con la que has crecido que eres escort y que te gusta? ¿Qué te encanta prepararte para las citas, conocer a los hombres que vienen a verte, congeniar con ellos, disfrutar del sexo sin compromiso, sentir el morbo de saber que un hombre está dispuesto a pagar por estar contigo?

Quizás no lo entendería, al igual que yo no entiendo a las chicas que trabajan en la calle. Quizás hasta que no lo vives no sabes realmente como es y sólo conoces lo que imaginas que será. Aunque bueno, así es todo en la vida, hasta que no lo vives no conoces realmente la verdad de las cosas. 

sábado, 10 de agosto de 2013

¿Por qué un trabajo estable?



Me he encontrado con esta pregunta en varias ocasiones, varias personas me han preguntado: “¿por qué quieres tener un trabajo estable si siendo escort ganas mucho más dinero y trabajas mucho menos?” Si simplemente se miran dos aspectos: el dinero y el trabajo, no parece que tenga mucho sentido la decisión de volver a tener un trabajo estable, pero no tomé la decisión basándome en esos dos parámetros.
Hay dos razones principales por las que lo he decidido. Por un lado no quiero que el ser escort sea una obligación. No quiero que mi economía dependa únicamente de esto, no quiero verme “obligada” a tener una cita si en ese momento no me apetece sólo porque tenga facturas que pagar. Quiero que ser escort sea algo con lo que disfrutar, con lo que escapar de la rutina, no la rutina. Quiero que cuando un hombre tenga una cita conmigo esté seguro de que estoy con él porque me apetece y no porque me vea “obligada” por mi situación económica a estar con él. 
Yo disfruto y he disfrutado mucho siendo escort, de vivir experiencias, de conocer gente, de las charlas en la cama con una botella de cava… pero la diversión se termina cuando se convierte en obligación.
Por otro lado está mi CV. Quiero y me gusta tener una carrera profesional, tengo mis metas, mis objetivos y quiero llevarlos a cabo. Hoy tengo 25 años, pero cuando tenga 40 quiero poder decir que he triunfado profesionalmente.
Lo que tiene vivir es que aprendes, pasas por etapas, vives experiencias y de ellas decides que es lo que te gusta, que es lo que no, que es lo que cambiarás en la nueva etapa, que es lo que conservarás…  Y eso ha sido básicamente lo que he hecho. Primero trabajé como escort de forma complementaria a mi trabajo estable, luego trabajé únicamente como escort, más tarde me fui a Londres y dejé de trabajar como escort y de las vivencias de todas esas etapas he sacado la conclusión de que por el momento no quiero dejar de trabajar como escort, me gusta ser escort, pero que no quiero depender de ello y ni quiero dejar de seguir desarrollando mi carrera profesional.

Para terminar la entrada quiero hacer algunas aclaraciones para que nadie se pueda tomar a mal mi entrada. Se que muchas mujeres consideran el ser escort como carrera profesional y como un trabajo estable. En esta entrada como en la mayoría de las entradas de mi blog hablo de mi, no tengo intención de ofender ni de hacer de menos a nadie. Esta entrada habla de mi, de mi forma de ser, de mi carácter y de cómo quiero yo que el escorting sea para mi.  

jueves, 8 de agosto de 2013

En Twitter



He tardado un tiempo pero finalmente me he decidido a crearme una cuenta de Twitter como Alejandra.
En la barra de Gadgets de la derecha podéis ver los últimos comentarios que posteo, ahora sólo está el primero y único, pero poco a poco irá tomando vida.
Podéis seguirme en https://twitter.com/Alejandra_SCRT
Nos twitteamos ;)
Mil besos

martes, 6 de agosto de 2013

¿Qué os parece esta foto que no habíais visto?





Cambios en el blog


Como podéis ver, estoy haciendo cambios en el diseño del blog. Así que puede que durante un par de días la imagen del blog cambie constantemente hasta que consiga el resultado que quiero.
Ya sabéis que con cada nueva etapa me gusta darle una nueva imagen al blog. Quizás en el diseño se refleje un poco mi estado de ánimo, juguetona, sobria, coqueta…
Espero tenerlo terminado pronto y que a todos nos guste el resultado.

Mil besos

viernes, 2 de agosto de 2013

Información y tarifas


Os debía esta entrada, una entrada en la que informaros un poco más sobre las nuevas tarifas, recordaros las condiciones, tema de horarios, etc. Lo que no sabía, ni me esperaba, es que iba a poder ser bastante concreta con el tema horarios de cara a Septiembre y en adelante.
Soy una mujer afortunada, tengo suerte, mucha suerte. La suerte que se había olvidado un poco de mí en Londres me estaba esperando en Madrid.
Media España buscando trabajo y llego yo y en una semana encuentro trabajo. Un buen trabajo, no un trabajo temporal ni de cualquier cosa. Encuentro justo el trabajo que estaba buscando, en una zona que me viene de maravilla, indefinida desde el primer día… Ahora estoy convencida de que la mejor decisión que he podido tomar últimamente ha sido regresar a Madrid. Mis planes van tomando forma y saliendo como yo quiero. Estoy feliz, muy feliz.

Sabiendo que ya tengo trabajo, ahora no sólo puedo ser más concreta en cuanto al tema horarios, si no que puedo dedicarle más tiempo a Alejandra. Mi objetivo principal era encontrar trabajo, por ese motivo estos días no he podido quedar con algunos de vosotros, ni dedicarle tiempo al blog, ni hacer cambios, ni organizar las cosas. Primero quería dejar organizada mi vida personal, luego Alejandra tendría su tiempo.

No empiezo a trabajar hasta Septiembre por lo que durante el mes de Agosto estaré disponible todo el día. A partir de Septiembre estaré disponible sólo por las tardes y los fines de semana a consultar. Cuando se acerque la fecha ya colgaré en el blog horarios más concretos.
Durante Agosto os agradecería si las citas son con al menos un día de antelación ya que estas son mis vacaciones y aunque no voy a salir de Madrid tengo planes y una agenda que organizar.
La tarifa por una hora son 300€, por 2 horas 500€ y la tarifa especial (que tanto éxito tiene) de comida/cena más una hora “íntima”  son 450€. La comida o cena es sin tiempo establecido: comida tranquila, sobre mesa, charla… lo que dure. Una noche completa son 1200€ y si alguien está interesado en algo diferente que me consulte.
Las condiciones son las de siempre, no trabajo en domicilios, todas las citas deberán ser en hoteles o en un hotel por horas que están en la zona de Cuzco. Si no estáis alojados en hotel yo me encargaré de la reserva. En este tema hay una novedad, gracias a una persona he conocido una página web en la que algunos hoteles “normales” dan la opción de reservar habitaciones sólo por unas horas. En este caso deberían ser citas con antelación para poder realizar la reserva y no os podría confirmar el hotel hasta no estar reservado. De todas formas, os podéis fiar plenamente de mi de que el hotel por horas en el que yo suelo trabajar es muy discreto, parece una oficina como cualquier otra de la zona, no hay ningún cartel ni nada que indique lo que es. Una vez dentro es un pequeño hotelito, muy bien decorado, nuevo, bien acondicionado con jacuzzi en todas las habitaciones, etc. Además no es necesario hacer entrega del DNI ni de dar nombre, etc. El sitio es perfecto para nuestra cita, fiaros de mi, yo no me meto en cualquier sitio ;)

Y con esto creo que más o menos está todo. Todavía no tengo teléfono de Alejandra, prometo hacerme con uno lo antes posible. Por el momento los contactos deberán seguir siendo por mail, si organizamos la cita ya nos pondremos en contacto telefónicamente.
También tengo de nuevo la web actualizada, ahí podéis encontrar también toda la información. Es www. alejandraescort. com


En fin, una entrada muy larga y no quiero extender más. Muchos besitos a todos. 

miércoles, 31 de julio de 2013

Serena


Qué gusto da llegar a casa, qué gusto da tener bañera otra vez, qué gusto llenar la bañera tras un largo día, sumergirse y poder masturbarse tumbada con la alcachofa de la ducha.
Escribo estas líneas tirada en el sillón, desde el móvil, viendo la tele después de un baño tras un día largo en el que me he tenido que enfrentar a dos entrevistas de trabajo. No parece gran cosa el tema de la bañera pero después de varios meses en Londres sólo con ducha os aseguro que es una gozada volver a tenerla... Me siento muy bien, relajada tras el baño y el orgasmo, tranquila, serena. Sólo quería compartirlo con vosotros... ;)


Sent from Samsung Mobile

domingo, 28 de julio de 2013

Disponible en Madrid


Por las ventanas abiertas entra una brisa fresca, las cortinas se balancean. Estoy sentada en el sillón, con el portátil en las rodillas, el salón iluminado por la tenue luz de la lámpara de pie y la luz blanca que desprende la tele encendida a la que no hago caso.
Estoy casa, llevo cuatro días en Madrid y la sensación es como si nunca me hubiera ido, como si no hubiera pasado 10 meses de mi vida en Londres. Imagino que eso es bueno, que mi casa siga siendo mi casa, que no me sienta extraña.
Siento no haber escrito nada hasta ahora, y siento que quizás esta entrada no vaya a ser de las más morbosas, o de las más emotivas, o de las más esperadas. Esta entrada es simplemente para deciros que ya estoy en Madrid. Que ya estoy en casa. Que estoy en mi ciudad de nuevo, que mi nueva etapa ha comenzado. Desde que llegué a Madrid hace cuatro días ha sido un poco locura, hoy mismo he terminado de desempacarlo y colocarlo todo. La próxima vez me lo pensaré dos veces antes de decir que no tengo nada que ponerme, jeje, no era consciente de la ropa que tenía hasta que he llegado a casa y me encontrado con la ropa que traía de Londres y la que tenía en casa esperándome.
Aún no me ha dado tiempo a nada, mañana empezará mi nueva etapa de verdad. Muchos me habéis preguntado, os contestaré a todos en la entrada. Aún no tengo teléfono para Alejandra, sinceramente no se ni como he sacado tiempo para conseguir un nuevo número español personal, prometo hacerme con uno cuanto antes, pero primero quiero solucionar unas cosas. En cuanto tenga un teléfono lo publicaré en el blog. Por cierto, no me llaméis a mi número antiguo, he llamado yo para hacer la prueba y me ha contestado un hombre, que aunque muy simpático, no creo que sea vuestro tipo ;) Si queréis os podéis poner en contacto conmigo a través del email.
También hay tarifas nuevas, he subido un poco la tarifa, ya que en esta nueva etapa como escort me quiero dedicar a ello de manera “ocasional”, no como un trabajo, si no como algo con lo que disfrutar, no como una obligación.
Escribiré una entrada explicándolo todo, por el momento si queréis alguna información escribir para preguntarme. Aún no tengo anuncios colgados en internet ni nada por el estilo, no se cuando los publicaré, primero quiero solucionar unas cosas de mi vida personal. A pesar de ello si alguno de vosotros ve mi blog y quiere organizar una cita estoy disponible sin problema en Madrid.
Las 23:15, es hora de apagar el ordenador, hacerle un poco de caso a la caja tonta y dormir.

Mil besos a todos.

sábado, 20 de julio de 2013

Do you want to play with me?


Me encanta el verano, el calor, el sol, la alegría que hay en esta época del año. Estar en casa con sólo una braguita y una camiseta de tirantes, acercarme así a la ventana a fumar y que no me importe si los vecinos echan un vistazo, dormir con la ventana abierta y sentir la brisa de la noche en mi piel…
Sólo quedan unos poco días para volver a España, todo está casi listo. Me levanto por la mañana, me preparó un café y la mañana vuela delante del ordenador preparando unas cosas para mi vuelta. No he desayunado y empiezo a sentir un poco de hambre. Me apetece cocinar. Música en la cocina, una copa de vino mientras preparo los ingredientes… Como sola, disfruto del plato que he preparado, del vino.

Me siento bien, estoy contenta, tengo ganas de jugar.  Me miro al espejo  y veo mi reflejo, un cuerpo delgado, con curvas de mujer que sólo cubre una ajustada camiseta blanca de tirantes y unas baguita negra. Estoy sexy, muy sexy, y pienso en lo que sería tener en ese momento a un hombre a mi lado. Me imagino besándolo, él sentado en el sillón viendo las noticias mientras yo me interpongo entre él y la tele y me siento a horcajadas encima de él. Él responde a mis besos, sus manos recorren mi espalda bajo mi camiseta blanca y las mías se enredan en su pelo. Me excito con este pensamiento y me tumbo en la cama, continúo mi fantasía donde la dejé y me acaricio. Toco mi pecho bajo la camiseta, introduzco mi mano bajo la braguita y me acaricio también. Me dejo llevar por el placer que yo misma me proporciono, marco mis ritmos, introduzco un par de dedos, los sacos, me acaricio… Así hasta que por fin llego al orgasmo, hasta que me quedo relajada tumbada en la cama, todos los músculos de  mi cuerpo han perdido la tensión y siento de repente ganas de dormir un rato. Sigo con los ojos cerrados, con la piel aún sensible captando la sensación del roce de las sábanas en mi piel desnuda. Así, tumbada, desnuda, relajada, me quedo dormida pensando que me encanta jugar. ¿Querrás jugar conmigo? 

domingo, 14 de julio de 2013

Buenos momentos, feliz y agradecimientos



Me levanto tarareando canciones que se han grabado en mi mente desde ayer. Los maravillosos Kew Gardens en Londres, una manta en el césped, una botella de champán, fresas…todo ello viendo un concierto de Leona Lewis con un cierre perfecto de fuegos artificiales. La tarde-noche de ayer fue una de las más especiales que he pasado aquí. Este es el tipo de recuerdos son los que me quiero llevar de Londres, la verdad es que me llevo muy buenos recuerdos de esta etapa. Al final, lo bueno es lo que nos llevamos. Soy de las que piensa que lo malo solo duele mientras dura, pero cuando el tiempo pasa, nos acordamos mucho más de lo bueno.
Realmente estoy feliz,  feliz de verdad, ilusionada. Confieso que cuando las cosas se torcieron nuevamente y me plantee la opción de volver a España no era una opción del todo de mi agrado, pero ahora, ahora que ya lo tengo decidido, ahora que he empezado a organizarlo todo para mi vuelta, ahora estoy feliz. Quiero volver, estoy ilusionada con mis nuevos planes, con mi nueva etapa, con todas las cosas que esta me puede ofrecer.
Sé que los dos o tres primeros meses hasta que consiga volver a asentarlo todo van a ser unos meses de mucho trabajo, de mucha preparación, meses en lo que voy a tener que ser paciente… Pero esa parte también me hace ilusión vivirla. Superarme de nuevo, ver como nuevamente las cosas van saliendo como quiero, mimarlas para que luego ellas me mimen a mi.
Reconozco, y quiero aprovechar para dar las gracias a todos aquellos que lo habéis hecho, que me ha hecho mucha ilusión todos los correos que he recibido dándome la bienvenida de nuevo a España. Todos vuestros correos (de lectores antiguos, nuevos, de antiguos compañeros de juegos…) en los que me habéis dicho lo mucho que os alegráis de que vuelva, que me echabais de menos, que estabais deseando que volviera a España para poder volver a verme. En especial quiero mandarle un beso a esa persona que dice que por más que ha probado en mi ausencia ha sido incapaz de encontrar a una chica como yo. Seguro que hay mil chicas encantadoras, pero aún así me encanta que yo haya dejado una pequeña marca en ti. Me ha hecho mucha ilusión la cantidad de lectores nuevos, que descubrieron mi blog cuando yo ya me encontraba en Londres, que ahora que vuelvo a España se quieren lanzar a la aventura de conocerme. 
Es un orgullo para mi ver como a través de mi blog consigo llegar a tanta gente, como he dejado una marca en la gente que me ha conocido, como a pesar de llevar casi 10 meses fuera de España y con el blog un poco más dejado, aún sigo “enganchando” a la gente, como la gente sigue queriendo conocer a Alejandra, a esa chica que hay detrás de las letras, detrás de las fotografías con la cara borrosa.
Antes de que se me olvide, quiere mandarle un beso muy fuerte también y agradecer profundamente a esa persona, compañero de juegos,  que también me escribió y que quiso convertirme en Sisi Emperatriz por unos días. Si las circunstancias hubieran sido otras me hubiera ido a Austria encantada contigo, como ya te explique, con todo lo de la vuelta a España me era imposible.
Estas son el tipo de cosas que no se pagan con dinero, con este tipo de cosas vosotros me hacéis sentir especial. Qué penséis que sería la compañía ideal para acompañaros en un viaje de trabajo Austria (como en este caso), que me escribáis tantos correos, la respuesta que causa el anuncio de mi vuelta al país…

En fin lo voy a dejar aquí que me estoy emocionando un poquito. Daros las gracias una vez a todos y deciros que estoy feliz y que estoy deseando volver a casa. 


sábado, 6 de julio de 2013

En busca de la felicidad



Sol, calor, un día maravilloso ha amanecido hoy en Londres. Tanto que ni siquiera me parece la misma ciudad. La pena es que puede que mañana llueva otra vez así que es mejor aprovecharlo. Cuando escriba esta entrada me voy a poner mis mallas, mi top deportivo y me voy a ir a Hyde Park a montar en bici. Hacer un poco de deporte, sentarme en la hierba a leer, disfrutar del día.
Es increíble como a veces las cosas cambian de una manera tan rápida, y para mi sobre todo aquí en Londres, en estos nueve meses en Londres creo que no he tenido más de dos meses seguido de estabilidad… Un día te levantas por la mañana, como si nada, tan normal, con tus planes, etc. y cuando te acuestas ese mismo día todo se ha dado la vuelta. Las circunstancias han cambiado, la situación ha cambiado, tus planes se han venido abajo y debes crearlo todo de nuevo otra vez. Eso mismo es lo que me ha pasado, otra vez, la semana pasada. Las cosas han vuelto a cambiar y debo volver a hacer nuevos planes adaptados a las nuevas circunstancias. “Be water”
Aún no es 100% seguro, puede que en estas semanas vuelva a pasar algo que vuelva a hacerme cambiar de planes, pero creo que ha llegado el momento de volver a Madrid a recuperar mi vida justo donde la dejé.
Decidí venir a Londres por varias razones, una de ellas mejorar mi inglés, pero no la única. Quería demostrarme a mi misma que podía hacerlo, que podía llegar a un país nuevo, con otro idioma y sobrevivir, salir a delante. También quería desintoxicarme un poco de Alejandra, me explico. Tras año y medio ganando 300€ por una hora de trabajo te terminas acostumbrando, lo acabas viendo como algo normal (al menos yo lo hice) y eso me hizo acostumbrarme a un ritmo de vida que es difícilmente factible de otra manera.  Toda mi vida me ha gustado vivir bien, y si a eso le sumamos el dinero y la libertad que te da vivir del escorting…te terminas mal acostumbrando. Reconozco que una de las cosas a las que más me costó acostumbrarme aquí fue a vivir con un sueldo normal, o más bien bajo, ni siquiera normal.
Salí de Madrid en parte huyendo de mis demonios,  una situación personal muy complicada puso también su granito de arena a que tomara la decisión de querer alejarme de Madrid. Ya sabéis eso que dicen de que la distancia es el olvido…
Resumiendo, que una serie de factores me hicieron lanzarme a esta aventura de Londres. Ahora, después de 9 meses una parte de mí siente que ha llegado el momento de volver.  Ha sido algo repentino, algo que he empezado a sentir esta semana, si soy honesta creo que antes de ayer. He cogido un buen nivel de inglés, he superado la prueba de vivir con un sueldo normal como el resto de los mortales, he trabajado duro, he disfrutado de la ciudad, también he llorado como nunca en esta ciudad, me han pasado cosas y me he visto en situaciones completamente nuevas para mí, he hecho grandes amigas, he madurado más, he aprendido mil cosas… El balance es positivo, ha sido una experiencia muy enriquecedora en muchos aspectos. Me he demostrado muchas cosas a mi misma. Y ahora, creo que ha llegado el momento de recuperar mi vida, este paréntesis ha estado bien, pero en parte siento que ha llegado a su fin. Creo que ha llegado la hora de volver a Madrid y seguir adelante con mi vida. Luchar por la vida que quiero, por ser feliz. Hace unos días, después de varios meses, volví a ver a una persona muy importante para mí. Este encuentro me hizo pensar mucho en todo esto de la felicidad. A veces nos empeñamos en hacer cosas que no nos hacen del todo felices centrados en que es lo mejor para nuestra carrera, para nuestro futuro. Pero nos olvidamos de lo que realmente importa, del hoy, de lo que realmente queremos, de lo que realmente nos hace felices. Así que me hice unas cuantas preguntas: “¿eres feliz?” “sí”, dije, “las cosas podrían ser diferentes para que fuera más feliz, pero las ganas de superarme, de lograr mis objetivos hace que al ver como los he ido logrando me sienta feliz”.  Esa respuesta ya me dio la primera pista. Me hice una segunda pregunta: “¿es tu vida como quieres que sea?” La respuesta fue clara: “no”.  Entonces me di cuenta de que lo que me había hecho feliz hasta ahora en Londres ya no iba a servir de aquí en adelante. Las ganas de superarme en ese aspecto ya no servían, ya me he demostrado a mi misma que puedo hacerlo, esa prueba ya esta superada, ya no iba a ser incentivo.  Ahora llega el momento de dar el siguiente paso, la siguiente etapa, un nuevo reto. Ahora llega la hora otra vez de hacer que mi vida sea como quiero que sea, o al menos hacer todo lo que esté en mis manos para intentarlo. De ser feliz. La vida nos da experiencias, lo bueno de las experiencias es que nos ayuda a saber lo que nos gusta y lo que no, y el truco está en saber quedarse con lo bueno de cada etapa en la siguiente. Hacer un mix. Creo que el truco en esta nueva etapa está ahí mismo, en hacer un mix de lo bueno que tuvo la etapa anterior y esta etapa en Londres.
En fin, esta entrada se está alargando demasiado, pero me hacía falta poner todos estos pensamientos en claro. No a todo el mundo le puedo contar las cosas de una forma tan sincera, la mayoría no saben que Alejandra existe. Me ha sentado bien escribir y ahora es momento de disfrutar del sol, de la hierba verde de Hyde Park y de mi paseo en bici. Os seguiré manteniendo informados. Mil besos.


lunes, 24 de junio de 2013

En Madrid a finales de JULIO



Otra vez el tiempo se me ha echado encima, quería haber escrito algo un poco elaborado este fin de semana pero acabo de sentarme ahora mismo. A veces pienso en lo bien que vivía cuando vivía del escorting. Tiempo libre, dinero para disfrutarlo, sin jefes, mis horarios, mis reglas, mis normas…  Ahora trabajo todo el día de lunes a viernes por un sueldo bajo con el único incentivo de que este nuevo trabajo que he conseguido es una buena oportunidad para mi futuro profesional. No me quejo (demasiado) porque es lo que yo he elegido, es lo que yo quería.  Me siento bien conmigo misma porque desde cero estoy levantándome en Londres, y todo hay que decirlo, a un ritmo bastante rápido.  Empecé trabajando como nanny y ha día de hoy ya tengo un trabajo para hacer CV, un trabajo en el que coger más experiencia, etc. Aún así estos días he pensado mucho en ello, en mi vida de escort y mi vida ahora. En todo lo que la sociedad critica a las mujeres que viven del sexo, cuando hablan de dignidad, etc. Yo he elegido complicarme la vida pero ¿qué hay de malo en la vida fácil? ¿qué hay de malo en ganar dinero, en poner tus horarios, tus normas, en tener tiempo libre, en no tener que aguantar a ningún jefe?  No tengo mucho tiempo para hacer una buena reflexión sobre este tema, pero volveré a ella en cuanto encuentre un momento para hacerlo. Me parece algo que merece la pena reflexionar.
Dejando este tema a un lado, escribo para daros una buena noticia. Se que muchos estáis deseando que vaya a Madrid, lo se porque muchos me escribís preguntándomelo, y siempre os contesto lo mismo: no tengo viajes planeados. Pero ahora sí, tengo un viaje planeado a Madrid a finales de Julio.  Os podéis imaginar que tendré la agenda un poco apretada así que cuanto antes me escribáis mejor.
Mil besos a todos.

EN MADRID A FINALES DE JULIO 

martes, 4 de junio de 2013

Su diosa


Dos hombres se sientan frente a unas copas. En realidad son dos desconocidos unidos por una mujer que conocieron como escort pero que para ambos ahora es mas que eso. Por unas curvas, una sonrisa, por ese pelo que les ha envuelto a los dos en las noches que han compartido.
La curiosidad ha hecho que uno quiera conocer al otro, un mensaje a altas horas de la tarde, una invitación a una copa y la noche por delante.
Una copa lleva a la otra, hablan sobre ella, sobre cómo la conocieron, sobre su personalidad, su carácter… A la tercera copa la conversación sube de tono. Siguen hablando de ella pero la conversación va alcanzando altas temperaturas. Ya no hablan de ese carácter suyo tan peculiar, ni de esa manera que tiene de ser. Hablan de esa manera que tiene de moverse en la cama cuando está encima de ellos, de esa manera que tiene de metérsela en la boca para darles placer, de la sensación que provoca el recorrer su cuerpo con las manos, de su espalda encorvada mientras la penetran por detrás, de su melena cayendo por su espalda…
Es su diosa, una diosa que han compartido, que han disfrutado, de la que han gozado, pero que saben que nunca será de ellos.
Llegan más copas y con ellas tres amigas de uno de los dos, probablemente compañeras de oficio de su diosa. El más tímido no está acostumbrado a esto, no se lo ve venir, pero se deja llevar. El alcohol, el estrés de los dos últimos meses, los últimos acontecimientos en su vida… No quiere pensar en nada, sólo quiere disfrutar un poco, desinhibirse, sentirse libre.
Las copas en la terraza del hotel terminan y los cinco se encierran en una habitación. Un par de botellas de champán, el alcohol sigue corriendo, y todos se dejan llevan. Las chicas empiezan a jugar, se quitan la ropa, se ríen, se acercan a ellos, les quitan la camisa, les acarician la erección… Uno de los dos está acostumbrado a este tipo de placeres, el otro no. Todo en nuevo para él pero lo está disfrutando. Dos de ellas le tumban en la cama, le besan por ambos lados del cuello, cuatro manos le acarician, no sabe de quién es cada cuál. Él sólo cierra los ojos y se deja hacer, se deja llevar por sus instintos y sus manos también acarician los dos cuerpos de mujer que le rodean, su boca se debate entra una boca u otra, entre unos pechos u otros…
Sin darse cuanta su nuevo amigo experimentado en estos juegos está también la cama con su compañera de juego. Ahora los dos están tumbados, observando a las tres mujeres besarse entre ellas, tocarse entre ellas, mientras ellos se masturban mirándolas, preparados para lo próximo que vendrá.
Así, entre piernas, pechos, caricias, cuerpos, melenas, sexo, deseo, lujuria van pasando las horas. Todo es una mezcla de alcohol y sexo. Ninguno de los dos sabe a cuál de las chicas está penetrando, no pueden contra cuantas veces lo han hecho con cada una. La noche pasa y todo el exceso hace su efecto. El más tímido de los dos cierra los ojos un momento y cuando los abre sólo encuentra calma, las tres mujeres y ese “desconocido” están completamente dormidos. Mira a su alrededor y ve las botelas vacias, la ropa tirada en el suelo, los cojines, los sillones movidos. Todos los testigos de la noche que acaba de pasar.
Entre el desorden busca su ropa, se viste con cuidado de no despertar a nadie. No quiere despedirse, no quiere decir adiós. Ahora todo parece surrealista. Sale a la calle y respira la brisa fresca de la noche. Dedica un momento a pensar en como se habían desarrollado todos los acontecimientos la noche anterior. Pero sólo una imagen viene a su cabeza, la de esa espalda arqueada frente a él. La de su diosa, su sonrisa, su melena. Y se da cuenta de cómo ella, incluso sin estar presente, le sigue proporcionando noche de extremo placer, de locura, de cosas nuevas. Su diosa, la de ambos, la de esos dos desconocidos que de no ser por ella nunca se hubieran conocido.